lunes, 8 de abril de 2013

Erosión

La intemperie se lleva adentro,
erosiona las cavidades donde se alojan los secretos.
Nada se oculta de los elementos porque de ellos estamos hechos.

La respiración delata la pérdida de sustancia,
el reloj se va llenando con la arena extraviada de nuestros artificios.
Somos ruinas desde que nacemos,
el óxido de la tierra que va aflojando las junturas de los recintos del fuego.

Somos parientes de los deseos insatisfechos,
de los propósitos desbordados de ancestros anónimos.
Somos palabra sin lugar.